jueves, 26 de mayo de 2016

Antonio Colinas, premio Reina Sofía de Poesía Iberoamericana





«Cuando he recibido esta mañana la noticia, en carretera, he pensado en mi obra, pero sobre todo en mi vida». Con estas palabras reaccionaba el poeta Antonio Colinas en conversación con ABC, nada más hacerse público que ha resultado ganador de la XXV edición del Premio Reina Sofía de Poesía Iberoamericana, que convoca conjuntamente Patrimonio Nacional y la Universidad de Salamanca. El galardón tiene una dotación económica de 42.100 euros.

Además, forma parte del premio la edición de un poemario antológico del galardonado, con el estudio y notas a cargo de un destacado profesor de literatura de la Universidad de Salamanca, además de unas jornadas académicas sobre el premiado.«He pensado en mi vida y en el camino a veces a contracorriente que he llevado, siempre fiel a la palabra y a mi vocación poética», ha añadido el poeta galardonado. Al otro lado del teléfono, Antonio Colinas reflexiona tras recibir el premio en «un momento de plenitud y en esa frontera de los 70 años que acabo de cumplir, cuando pesan las cervicales y la edad también pesa. ¡Ojalá me quedara en esta situación de alegría, porque siento la cabeza y el corazón lúcidos!». Colinas se encuentra en un momento de cierto reposo tras la publicación de sus memorias, «un libro que le ha dejado desfallecido, que ha sido un gran esfuerzo».
Colinas considera que «la poesía ha sido siempre una vía de conocimiento para mí, y el premio reconfirma algo en lo que he creído». ¿Y en un mundo como el actual? «Hoy en día la poesía es un mensaje a contracorriente al que debemos seguir permaneciendo fieles. Yo soy un autor sensible a la deshumanización, a los problemas medioambientales, me rebelo contra el todo vale, contra la ausencia de valores, esos hechos tristes de este tiempo desnortado en el que estamos en España, en Europa, tal vez en el mundo», afirma.

Fuente: ABC

No hay comentarios:

Publicar un comentario