viernes, 17 de febrero de 2017

La soledad de un cuerpo acostumbrado a la herida (visor de Poesía), de Elvira Sastre


A la vez clásica y contemporánea, romántica y analítica, suave y rebelde, diáfana y misteriosa, Elvira Sastre (Segovia, 1992) es la poeta que desde hace mucho tiempo estaba pidiendo a gritos la literatura española. La emoción parecida a una descarga eléctrica que transmiten sus versos; el modo en que son capaces de expresar la lucha entre cuatro paredes del amor y el deseo de independencia o su puntería increíble para el aforismo cegador y la parábola aleccionadora, son nada más que algunos de los ases en la manga que guarda esta obra, que también puede usarse como espejo e isla, dos palabras que no son por casualidad las que más se repiten en sus páginas: si quieres saber quién eres, abre este libro; y si quieres olvidarlo, también.


Elvira Sastre nació en 1992 en Segovia. Cuando tenía 12 años escribió su primer poema y con 15 abrió su blog "Relocos y recuerdos". Se trasladó a Madrid para comenzar su grado universitario en Estudios Ingleses.

La editorial Lapsus Calami le dio la primera oportunidad. En 2013 publicó Cuarenta y tres maneras de soltarse el pelo, con prólogo de Benjamín Prado. Unos meses después, en mayo de 2014, la editorial Valparaíso Ediciones le propuso publicar su segundo poemario, Baluarte, que ya lleva tres ediciones. En 2016 publicó una amplia selección de sus poemas en el libro Ya nadie baila, con prólogo de Fernando Valverde.

Elvira Sastre tiene un máster en Traducción Literaria por la Universidad Complutense de Madrid. Ha traducido Los hijos de Bob Dylan, del autor norteamericano Gordon E. McNeer, además de traducir al inglés las letras del último disco de Vetusta Morla, La Deriva

No hay comentarios:

Publicar un comentario